Madrid 12.0



Una regresión en sus pensamientos se mezclaba con una inquietud del presente, cierta inseguridad, dudas, el hecho de empezar a cuestionarse ciertas cosas en lo que a su trabajo respecta lo tenían ensimismado, con la mirada fija en la pantalla del ordenador, pero claro, sin estar viendo nada concreto.

Si dijera que no sentía dolor estaría mintiendo, aunque a veces pudiera parecer algo frío y distante. Podía presumir de soportar situaciones difíciles, se quejaba poco… aún así la inesperada pérdida de su compañero supuso para Nick un auténtico revés. 

El detective Brian nos esperaba apostado en su coche en la esquina del inmueble que vigilaban desde hacía varios días con la idea de ponernos en antecedentes sobre la situación, de manera breve pero concisa, por supuesto.

Un bonito bloque de apartamentos de un barrio noble de la Isla, contrastaba con el escándalo que en ese momento se oía a través de una de las ventanas abiertas del apartamento en cuestión. La supuesta joven pareja del sospechoso gritaba en medio de lo que podía ser una discusión doméstica. Subimos con premura a la tercera planta, nos identificamos antes de proceder a abrir la puerta, por si los moradores abrían voluntariamente. No fue el caso, de repente dos disparos atravesaron la delgada pared que daba al pasillo, alojándose una en la opuesta, la otra en el corazón de mi amigo…


G. Sayah


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s